No permitas que estas vacaciones sean un pretexto para excederte en la alimentación y provoquen recuperar el peso que ya habías logrado perder.

Para sobrevivir esta semana santa sigue estos 6 consejos que te ayudarán a disfrutar esta temporada sin ver las consecuencias en el peso días después.

  • 1. Modérate: es muy común que si te hospedas en un hotel tengas acceso al buffet donde se antoja probar de todo. No abuses y quieras comer todo lo que se te atraviese, mejor úsalo a tu favor eligiendo las mejores opciones de platillos saludables y comiendo gran variedad de verduras (incluye en todas las comidas del día una porción de ensalada).
  • 2. Mantén un balance: trata de compensar, si ya sabes que es probable que tengas una cena abundante, desayuna y come ligero para que la cena no afecte tanto el consumo total de calorías al día.
  • 3. Aprovecha los días de cuaresma: saca el mayor provecho de esta temporada comiendo alimentos del mar y aprovecha su buen aporte de proteína y ácidos grasos omega 3. Elige las opciones de platillos típicos más saludables que estén preparados a la plancha, en caldos, o estilo ceviche como agua chile, caldo de pescado, coctel de camarón, ceviche de pescado, etc. Evita las opciones capeadas o empanizadas.
  • 4. Hidrátate: una correcta hidratación permitirá controlar el hambre y los antojos. Además, las temperaturas en estas fechas, especialmente si vas a la playa, son mayores y el cuerpo necesitará mayor reposición de líquidos para evitar descompensaciones. Consume suficiente agua natural al día. También puedes darte el gusto de beber agua de coco natural, excelente bebida hidratante que te ayudará a reponer electrolitos.
  • 5. Realiza ejercicio: mantente activo y no permitas que el estar vacacionando sea un obstáculo para hacer algo de actividad física. Realiza lo que más se adapte a tus posibilidades como caminar, trotar, correr, nadar, etc.
  • 6. Modera el consumo de alcohol: recuerda que el alcohol también tiene calorías, y por lo tanto también hay que moderar su consumo aunque elijas la mejor forma de beberlo. No por beberlo con agua mineral y refresco light significa que puedes tomar alcohol con más libertad. El consejo de beber el alcohol únicamente con agua mineral, es decir, sin jugos, refrescos o bebidas energizantes es para ayudar a minimizar las calorías de tu bebida que ya son suficientes con el simple hecho de contener alcohol. ¡Disfruta con medida!
  • Articulo escrito por: Nutrióloga Teresa Martínez

    Compartir en: